¿Puede ser este el año de confirmación de los Blazers?

¿Pueden los Blazers 2018-19 dar el paso adelante esperado? Evaluemos su situación. En verano de 2016, LaMarcus Aldridge ponía fin a 9 años en Portland con destino San Antonio. Y con su marcha se daba por terminado el proyecto que él y Lillard comandaban en el estado de Oregon. Todo hacía presagiar una reconstrucción con Lillard como base del proyecto.

Pero con lo que nadie contábamos era con el paso adelante de CJ McCollum. Tras la salida de LaMarcus el joven escolta se consagró como la segunda espada de los Blazers. El escudero perfecto de Lillard, formando juntos uno de los mejores ‘backcourts’ de la NBA actual.

Lillard y McCollum, pilares de los Blazers 2018-19

Cuando un proyecto acaba, le sucede otro. Y tras la salida de LaMarcus y el paso adelante de McCollum, los Blazers dieron un cambio de imagen al equipo. Ya no contaban con una referencia interior de gran nivel. Se volvieron un equipo más variable, con mucha más amenaza exterior. Todo cimentado en Lillard y CJ.

Con ambos dos al frente, las dos últimas temporadas los de Oregon se han mostrado como un gran equipo en ‘Regular Season’. Han conseguido un pase para la post-temporada tanto en 2017 como en 2018, en octavo y tercer lugar respectivamente. Pero en estos dos años el gran debe de los Blazers sigue siendo la post-temporada. En la fase de la temporada donde se decide todo es cuando los Blazers más bajo han rendido. Han cosechado dos 4-0 en primera ronda ante Golden State y Pelicans en sendas temporadas.

Gran parte de los problemas que tuvieron los Blazers en los pasados ‘playoffs’ residieron en una muy mala defensa, y el bajo nivel de Lillard. La gran estrella de Portland no rindió al nivel y sin él los Blazers son mucho menos peligrosos. Los Blazers pasaron de encajar en ‘regular season’ 103 puntos a recibir 114.5 por parte de Pelicans.

¿Pueden dar el paso adelante los Blazers 2018-19?

Conseguir un puesto en Playoffs en el Oeste conlleva un desgaste inhumano. De las 15 franquicias que conforman la conferencia, doce equipos tienen recursos suficientes como para hacerse con un puesto entre los 8 mejores. Esto conlleva un desgaste terrible durante la ‘Regular Season’.

Y pese a las dificultades, los Blazers 2018-19 marchan quintos en la conferencia Oeste. En ataque son mucho más dominadores- octavo mejor registro de la liga- y están llevando los partidos a un ritmo más alto que en temporadas anteriores. De este mayor ritmo de juego se están beneficiando Lillard, McCollum y Nurkic. El ala-pívot es la referencia interior y está cumpliendo con creces. Sin olvidarnos de ‘role-players’ como Evan Turner, Aminu, o el ‘Sophomore’ Zach Collins, que son claves en estos Blazers.

Los Blazers 2018-19 han conseguido aumentar el nivel respecto a la pasada campaña. Ahora el objetivo es darle continuidad en el resto de ‘regular season’ y, sobretodo, en la post-temporada. Si lo consiguen, los Blazers pueden convertirse en un candidato a jugar las finales de conferencia.

[table “86” not found /]

Deja un comentario