Año I post Wenger: así será el Arsenal 2018-19 con Emery

Arsenal 2018-19
The following two tabs change content below.

Abel Caride

Amante del fútbol inglés siempre con un ojo en las demás ligas europeas. Gooner y del Athletic. NBA en general, Sixers y Jazz en particular.

Año I post Wenger. Así podría titularse la temporada que se le presenta al Arsenal. Ya sin el viejo, como cariñosamente le apodo, el Arsenal afronta la transición en una Premier cada vez más potente. Gazidis, Sanllehí y Mislintat, de más a menos poder, han liderado la transición durante los últimos meses. A esa transición se le acabó uniendo Unai Emery, nunca el favorito para el puesto en el banquillo, pero sí el que finalmente lo ocupó. Esta es la plantilla Arsenal 2018-19 y su análisis.

Arsenal 2018-19: Unai Emery ante su gran reto

Unai Emery afronta el que probablemente sea el reto más complicado de su carrera. A lo largo de la misma tuvo luces y sombras, como casi todo entrenador. Llega al Arsenal post-Wenger y llega a un equipo en el que el plan ya estaba trazado sin él. El proyecto, las posiciones a reforzar y quizás los nombres de las mismas ya estaban programados por el trío anteriormente comentado. Con esto, Unai llegó para completar el rompecabezas. ¿Qué se espera de Emery? La idea del club era buscar un entrenador que continuase con la filosofía creada y marcada por Wenger, pero también buscaban a alguien que diera sus toques personales al equipo.

¿Cómo va a jugar el Arsenal de Emery? Durante la pretemporada pudimos ver un estilo no muy alejado de lo que el viejo dejó. Unai no renunció a la posesión, pero sí hizo el equipo más directo. En cuanto a esquemas, probó bastantes. El más habitual fue el 4-2-3-1, para nada desconocido en este plantel. Lo mismo sucede con el 4-3-3 o el 4-4-2, probando también defensa de 3 en alguna fase de partidos. A partir de todo esto, Unai introdujo sus matices.

La defensa, piedra de toque

De su llegada se esperaba que subsanase los problemas defensivos que caracterizaron al equipo estos años, pero le está llevando tiempo hacerlo. Durante la pretemporada se vieron algunos matices para ello; el equipo tácticamente juega más compacto. La salida de balón, mayormente, la inicia un centrocampista, que se incrusta entre los centrales. Los mismos centrocampistas generan ayudas defensivas, ya sea para cubrir el espacio o para un dos contra uno.

Ofensivamente, como hemos dicho, el equipo es más directo y utiliza perfectamente los actores para ello. Durante estos últimos años, el Arsenal era un equipo bello de ver a la contra. Özil de aquella, y Özil ahora, es el actor principal para este contexto. Si al que probablemente sea uno de los mejores pasadores del mundo, le añades a un delantero rápido y letal cara a portería como Aubameyang, la mezcla es perfecta. A partir de ese dúo debería crecer la idea ofensiva de Emery. Una idea que carece de extremos puros, y que se apoyará en jugadores reconvertidos a banda.

Análisis de la plantilla Arsenal 2018-19

Durante el tramo final de la pasada temporada, todo el mundo sabía los problemas y las posiciones a reforzar de la plantilla Arsenal 2018-19. Con esto, el club se movió pronto y fichó un portero, Bernd Leno; un lateral diestro, Stephan Lichtsteiner; un central, Sokratis Papastathopoulos; y los mediocentros Lucas Torreira y Matteo Guendouzi. Leno es un portero que mejora a Cech y a Ospina, aunque también es cierto que sus dos últimas temporadas fueron bastante irregulares. Lichtsteiner llega para dar un empujón a Bellerin, y sobre todo para ser un back-up de garantías. Sokratis quizás tenga el mayor reto: suprimir las debilidades en un puesto que carece de solvencia, desde la pareja Koscielny-Mertesacker. Torreira llega para ser ese 5 que dé una salida nítida al balón, y que sobre todo minimice al máximo los problemas defensivos del equipo. Guendouzi es un proyecto muy interesante que ha hecho una pretemporada impresionante.

Al quinteto que llega nuevo hay que añadirle una plantilla que ya estaba, en cierto modo, bastante compensada. Prácticamente Emery dispondrá de dos jugadores por posición, inclusive tres en el caso de los mediocentros y los porteros. ¿Qué falta? Como hemos comentado, quizás la mayor pega del equipo es la falta de ese extremo capaz de encarar, buscar el uno contra uno y en consecuencia ese desborde que cree superioridad numérica en la ofensiva. Ni Mkhitaryan, ni Iwobi, ni Welbeck, ni Auba, si parte desde la izquierda, lo son. Lo más parecido es Reiss Nelson; pero es un chico de 18 años con el que hay que tener paciencia.

Posible 11 titular del Arsenal 2018-19

He aquí una de las mayores preguntas. No creo que veamos un once muy diferente al de la temporada pasada, tras la llegada de Aubameyang. Las dudas serán el esquema, probablemente un 4-2-3-1 que pueda convertirse en 4-3-3. A partir de ahí otra de las dudas será qué hacer con Lacazette. A principio de pretemporada Emery probó lo que Wenger, Auba a banda izquierda y Lacazette de 9. El viejo acabó sentando en ocasiones al francés, porque Aubameyang de 9 es un seguro del gol y el equipo juega más fluido con él ahí.

Si Lacazette no parte como titular, entonces podríamos ver la entrada de otro centrocampista, y pasar a un Torreira-Xhaka-Ramsey y arriba Özil-Auba-Mkhi. El centro del campo dependerá de esquemas, pero a priori Xhaka debería partir como titular en tanto en cuanto Torreira se adapta. Tampoco sería de extrañar ver a Guendouzi, tras su buena pretemporada. Atrás, con Koscielny lesionado y Chambers cedido, la dupla será Sokratis-Mustafi y los laterales deberían ser para Bellerin y Monreal. Duda en la portería con Cech y Leno. En teoría Leno vino para ser titular, pero la veteranía del checo podría decantar a Unai.

Posible 11 titular del Arsenal 2018-19.

Posible 11 titular del Arsenal 2018-19.

Arsenal 2018-19: la Champions League como objetivo

¿Este Arsenal puede aspirar a ganar la Premier? Ni en estos años podía, ni ahora puede. Salvo sorpresa, este Arsenal tiene un único objetivo, volver a la Champions League. Este y ganar alguna de las copas es el objetivo de Unai Emery y los suyos. Durante el verano se ha vuelto a ver que el Arsenal, económicamente, sigue unos peldaños por debajo que otros clubes. Para que se pongan en situación, el Fulham gastó más de 110 millones de euros y el Arsenal no llegó ni a los 80.

La filosofía de autosuficiencia conlleva estas cosas. Además, los grandes contratos recientes en el club, hacen que acudir al mercado sea bastante restrictivo. Esto no es una excusa, pero sí es una consecuencia. City se aleja bastante de las posibilidades del Arsenal. Liverpool, gran mercado, también. Después está el escalón Chelsea, United y Spurs. Ahí debería luchar el Arsenal 2018-19 por una plaza en la Champions League.

La competencia más directa

El Tottenham, con su estadio como escollo para invertir (curioso que todo sean halagos para el Tottenham y en su época, con el escollo del Emirates para invertir, todo eran críticas hacia los gunners) han mantenido plantilla, pero no se han reforzado. El United, con Mourinho quejándose a los cuatro vientos, tampoco se reforzó como el técnico portugués quería. Por último el Chelsea que recién también inicia un proyecto, y de seguro Sarri no tiene todas las piezas que le gustaría. Ahí, con ese trío, deberían meterse los de Emery sin obviar las copas. La FA Cup, desprestigiada por los ‘fiferos’, siempre debe ser una competición que luchar para el Arsenal. Club con más títulos, 13. Club con más finales, 20, y tres FA Cups conquistadas en los últimos cinco años.

¿La Europa League? Para un club como el Arsenal es una competición ganable. Probablemente el Arsenal esté en el top-3 de favoritos para hacerlo. La temporada pasada el equipo cayó en semifinales, ante el Atlético. De aquella quizás el equipo mereció más. En la ida perdonaron mucho, y quizás de superar aquel escollo les hubiese dado el campeonato. A priori la idea será centrarse en Premier e ir dejando la Europa League para la segunda unidad de la plantilla. Ya en momentos claves, si en Premier no hay objetivos importantes, la primera unidad podría entrar para acabar el trabajo.

Arsenal 2018-19: mi opinión

Desde que Wenger anunció que se iba, hasta la llegada de Emery, fue una sensación rara. Por momentos todo el mundo pensamos que Arteta sería el entrenador, pero… No hubo valentía y se apostó por alguien ya contrastado. Desde que Emery fue el elegido hubo una corriente de que él nos salvaría de todos nuestros males. Creo que hay demasiadas expectativas sobre Unai, y creo también que eso puede ser contraproducente. Es cierto que algo nuevo siempre genera sensaciones positivas, pero el equipo, tanto deportiva como económicamente, es el que es y sigue estando un par de escalones por debajo de otros.

Unai tiene sus luces, pero también sus sombras. Es un entrenador de nivel, pero tampoco es un entrenador revolucionario. Su llegada ha sido más por veteranía en los banquillos, que para revolucionar el club. A partir de ahí y de las armas que dispone, hay que ser pacientes. Los primeros meses van a ser complicados, pero el objetivo no se consigue al principio, si no en el tramo final de la temporada. Ahí se deberá juzgar a Emery, el cual tampoco llega a un equipo sin vida, sin materia prima, como intentan vender algunos. Yo entiendo la situación en la que se está, y por eso el objetivo deberá ser el top-4. Mismo objetivo que le exigía a Wenger, se lo exijo a Unai. Porque no hay que olvidarlo, Unai no es un novato y la plantilla Arsenal 2018-19 no carece de nivel.