¿Y si Kobe Bryant hubiera seguido el legado de los Bulls de Jordan?

Kobe Bryant en los Chicago Bulls
The following two tabs change content below.

Marcos Anton Rioboo

Aquel deporte que lideró Michael Jordan me enamoró. Ahora me motiva compartir conocimientos sobre baloncesto ,aprender cada día más y nunca perder la pasión por lo que hacemos.

Kobe Bryant ha marcado una época en el baloncesto, siendo, para muchos, el mejor jugador de todos los tiempos después de Michael Jordan. Toda una vida ligado a Los Ángeles, en una historia de amor que finalizó hace dos años, tiene una anécdota que desveló el propio Bryant y no se escribió: el escolta angelino estuvo prácticamente traspasado a Chicago en 2004. Vamos a ver cómo habría sido Kobe Bryant en los Chicago Bulls.

Kobe Bryant en los Chicago Bulls: la historia no contada

En una entrevista realizada en la TNT, Kobe Bryant y Shaquille O’Neal escribieron una historia con un final un tanto apoteósico, donde los jugadores llegaron a las manos y sus caminos tuvieron que separarse.

De lo más impactante de la entrevista fue la anécdota Kobe Bryant en los Chicago Bulls. Algo que estuvo muy cerca de ocurrir y que impresionó al propio Shaq al contarlo.

Todo comenzó tras las finales de ese mismo año, cuando los Detroit Pistons barrieron en 5 partidos a los Lakers, haciéndose con el anillo, y dejando un mar de dudas en la franquicia angelina. La reconstrucción en los Lakers era inminente. Los jugadores franquicia no guardan una buena relación, ni dentro ni fuera de la cancha, por lo que tenía que cambiar la situación en el equipo. Por lo tanto uno debe irse. Y la posibilidad de ver a Kobe Bryant en los Chicago Bulls era muy real.

“Oh sí, estábamos buscando lugares en Chicago, tío“, dijo Bryant. “Estuvimos volando allí para conocer a Jerry Reisdorf y a John Paxton“.

Kobe contó cuándo finalizó el proceso, y fue en sus vacaciones en Italia con su mujer Vanessa, cuando su hasta entonces agente, Rob Pelinka, le llamó diciendo que Shaq había pedido el traspaso a los Lakers. En ese preciso instante Kobe sabía que iba a quedarse en Los Ángeles. Se acabó así la posibilidad de ver a Kobe Bryant en los Chicago Bulls.

Finalmente, Shaquille O’Neal fue traspasado a los Miami Heat, donde ganaría un anillo con Dwyane Wade en 2006, y Kobe Bryant se convertiría en el líder de Los Ángeles Lakers, poniendo fin a una intensa relación con el pívot, que, pese a ello, estuvo plagada de títulos (3 anillos consecutivos entre 2000-2002).

La era post O’Neal en los Lakers

Una vez se produce el traspaso, los Lakers comienzan una debacle en la siguiente temporada, obteniendo 34 victorias y 48 derrotas y quedando peor que “el hermano pobre de L.A.” Los Ángeles Clippers. Hasta la llegada de Pau Gasol en 2007, Kobe Bryant tiró del carro de unos pobres Lakers que llegaban a PlayOffs por el escolta angelino, promediando más de 30 puntos por partido en varias temporadas mientras que su equipo buscaba un rumbo a seguir en la NBA.

La clave del éxito de Kobe en dichos años fue su “hermano” Pau Gasol. Con el ala-pívot español llegaron a 3 finales consecutivas, la primera la perdieron con los Boston Celtics, y ganaron el anillo en las temporadas 2008/09-2009/10 ante Orlando Magic y los propios Boston Celtics, respectivamente. La última época dorada de Kobe Bryant y de los Ángeles Lakers, que ganaron 2 anillos sin Shaquille O’Neal, pese a la dificultad de encontrar el camino al éxito que bien le costó a Kobe más de una discusión con los directivos del conjunto californiano.

Kobe Bryant Pau Gasol Lakers

Los Lakers vivieron una gran época liderados por Kobe y secundados por Pau Gasol.

La etapa de Shaq en los Heat

Mientras tanto, en la franquicia de Florida ocurrió lo contrario. Shaq se encontró en el equipo de Dwyane Wade para formar una pareja implacable y dispuesta a reinar en la NBA. Pasaron de hacer un 42-40 en la anterior temporada, al 59-23 con él (mejor récord de la conferencia este) y mostrando a la NBA el potencial de la plantilla, que en la temporada 2005/06 se alzaría con el anillo de campeón, siendo Wade el MVP de las finales, y dándole a Shaq su cuarto anillo de campeón de la NBA.

Su etapa en los Heat duró hasta la temporada 2007/08, donde las estadísticas del pívot descendieron considerablemente, siendo castigado por las lesiones principalmente. El pívot puso fin a la racha que tenía de haber sido seleccionado All-Star durante 14 temporadas de manera consecutiva, y fue traspasado a los Phoenix Suns.

La situación de los Chicago Bulls

Mientras tanto, los Chicago Bulls mantenían una buena dinámica en la NBA. Rondando las 50 victorias en cada temporada, eran numerosas sus apariciones en Playoffs, pero sin demasiada notoriedad, pues solían caer en primera ronda de postemporada.

Abanderados por Ben Gordon, Kirk Hinrich y Luol Deng, los Chicago Bulls se caracterizaban por su estilo de juego duro, correoso, siempre incómodo para cualquier rival. Tenía una defensa sólida, y varios referentes en ataque para conseguir cada año el pase a los Playoffs.

Sin llegar más allá, no es hasta la temporada 2008/09 cuando explotan los Bulls. Lo hacen tras la incorporación del que sería el mejor Rookie del año, Derrick Rose. Se quedaron muy cerca de eliminar a los Miami Heat de LeBron James, al que todos considerábamos prácticamente imparables.

Si Kobe Bryant en los Chicago Bulls se convirtiese en una realidad en el año 2004, varios de los pilares del equipo hubieran sido traspasados a Los Ángeles, como Ben Gordon o Luol Deng. Pese a ello, la referencia como líder de Kobe hubiera sido la diferencia entre pasar sin pena ni gloria por PlayOffs, a haber llegado al menos a una final de la NBA o de Conferencia, tenían equipo para ello.

Y desde luego que con Kobe Bryant en los Chicago Bulls, la pelea contra los Heat en aquellas finales de conferencia podrían haber tenido otro final. Ya que fue una de las mejores épocas de Bryant unida a la mejor versión de Derrick Rose. Podrían haber sido capaces de eliminar a LeBron y su “Big Three“.

Kobe Bryant Los Angeles Lakers

Kobe Bryant, leyenda de los Los Angeles Lakers, pero la historia pudo ser muy diferente.

¿Quién salió ganando, O’Neal o Kobe?

A corto plazo, O’Neal fue el mejor parado, cambiando la dinámica de los Miami Heat desde el principio. De hecho, obtuvo un anillo en su segundo año en la franquicia.

Kobe en cambio tardó dos años más en reconvertir a los Lakers en un equipo campeón. Pasando por muchos problemas internos en la franquicia angelina que por poco no le llevan a un traspaso en 2007. TODO antes de que llegase Pau Gasol.

En mi opinión, ganaron ambos, especialmente Kobe. Tardó más en armar a su equipo, pero consiguió más anillos que O’Neal. Y duró más años siendo un equipo aspirante. Ganaron ambos en el sentido de que no podían jugar juntos. Una verdadera lástima, ya que son dos de los mejores jugadores de la historia de la liga. Si la química hubiese funcionado, al menos el anillo a Pistons y los dos próximos años probablemente hubieran sido para ellos. Kobe hubiera alcanzado a Michael Jordan y sus 6 anillos. Y tenía tiempo más que de sobra para haber obtenido más que él.

Shaq tuvo 2 años de gloria en los Heat, y posteriormente comenzó su decadencia. No llegó a vivir una época dorada al nivel de la de Kobe y Pau (tres finales seguidas, ganando dos).

¿Cómo habría sido la etapa de Kobe Bryant en los Chicago Bulls?

La estela de Jordan hubiese tenido el mejor de los herederos. En mi opinión, es lo más parecido al 23 que hemos visto jamás. Digan lo que digan las estadísticas con otros jugadores. Los Bulls necesitaban un líder que determinase una temporada y una serie de Playoffs. Uno con la experiencia necesaria para saber qué hacer en cada tramo de la temporada. Ese era Kobe Bryant.

Mi opinión si se hubiese dado el traspaso de Kobe Bryant en los Chicago Bulls es que habrían campeonado. Aunque no fuese a corto plazo. Si se hubiese dado el caso de emparejarse con Derrick Rose (y un referente en la pintura).

Los Lakers resistieron los años venideros post-Shaq por la anotación de Kobe. El escolta tuvo temporadas de 35 puntos por partido. Pese a que Shaq fuese un auténtico dominador de la pintura, no era tan anotador. Por lo tanto, hubiese sido una carencia difícil de suplir.

La historia de la NBA hubiese cambiado con Kobe Bryant en los Chicago Bulls. Miami no ganaría aquel anillo sin Shaq. La dinastía que creó LeBron hubiese tenido a uno de sus rivales más complicados y completos, los Bulls de Kobe Bryant. Un equipo correoso y sólido en ambos lados de la cancha con él como líder y asociado al mejor Derrick Rose.

Kobe Bryant hubiese reinado en los Chicago Bulls. Pero el destino le aguardaba ser el jugador más célebre de Los Ángeles Lakers. Allí hizo historia en el equipo donde deseaba triunfar desde que conoció el baloncesto. Tal y como él mismo narra en su corto de animación “Dear Basketball”.