Marcus Smart: la pieza necesaria para el éxito

Marcus Smart Boston Celtics
The following two tabs change content below.

Marcos Anton Rioboo

Aquel deporte que lideró Michael Jordan me enamoró. Ahora me motiva compartir conocimientos sobre baloncesto ,aprender cada día más y nunca perder la pasión por lo que hacemos.

Lo que parecía que iba a ser un verano tranquilo en Boston, sin duda era vital para la próxima temporada. Los Celtics de Danny Ainge debían afrontar la renovación de Marcus Smart. Todo parecía encauzado, pero la firma no llegaba. La inquietud entre los seguidores y los propios miembros de la franquicia progresaba, y los primeros rumores de un cambio de aires sonaban con más fuerza.

Tras una brillante temporada, en la que los Boston Celtics se quedaron a un partido de participar en las finales de la NBA, Marcus Smart debía tomar una decisión. Buscaba una mejora salarial, y salió al mercado en busca de un contrato acorde a su rendimiento.

Ante la falta de ofertas que le convenciesen, tomó la decisión de volver al TD Garden y mantener el prometedor bloque de cara a la próxima temporada. La marcha de LeBron James a Lakers permite a los Celtics tener una valiosa oportunidad de dominar la conferencia Este.

En Boston saben que con la ausencia de Smart se verían diezmados en la cancha. La contribución al equipo, sus dotes defensivas y la oportunidad de luchar por el anillo le convencieron. Marcus Smart es considerado el alma del vestuario de los Boston Celtics. Por lo tanto, más de un aficionado considera la renovación (54 millones en 4 años) muy asequible.

¿Qué aporta Marcus Smart a los Celtics?

Marcus Smart ofrece un amplio abanico de recursos en pista que le permite a Brad Stevens tener diversas opciones, tanto ofensivas como defensivas. Hablamos de un combo-guard adaptado al sistema de moda en la NBA: el small-ball.

La combinación de físico, energía e intensidad le permite ser uno de los mejores defensores de la liga. El ejemplo más claro fue la primera ronda de los últimos PlayOffs, que enfrentaron a los Milwaukee Bucks y a los Boston Celtics. Smart apareció en la serie en el quinto encuentro, cuando iban empatados 2-2. En los cuatro primeros partidos, los Bucks anotaron 107, 106, 116 y 104 puntos, respectivamente.

Tras la aparición de Marcus Smart, los Bucks no llegaron a 100 puntos en ningún encuentro (87, 86 y 96). Con él en cancha, contagia a sus compañeros en la aptitud para mantener una defensa férrea y dejar a los equipos con medias anotadoras inferiores a las que poseen. El valor que aporta a la franquicia, deportivamente hablando, es superior al salario que percibirá los próximos cuatro años. Y el deseo principal del jugador es seguir defendiendo los colores de la histórica franquicia.

El gran objetivo Celtic: ganar el Este

Gracias al movimiento de Danny Ainge, Brad Stevens no ve modificados sus esquemas tras la renovación del escolta de Texas. Podrá hacer una preparación con el mismo bloque que tuvo en las finales de conferencia, sucumbidos ante LeBron James.

La diferencia con los pasados PlayOffs, es que Stevens contará con sus jugadores franquicia desde el principio, y esperando a que las lesiones les respeten durante la temporada. Si la plantilla tiene buena suerte con las lesiones, tiene el fondo de armario más completo de la conferencia Este. Si le añadimos el extra de la marcha de LeBron James, son serios candidatos a hacerse con el trono de la conferencia Este.

Sin duda, Marcus Smart es el verdadero líder, en ambos lados de la cancha, de estos aspirantes Celtics. Brad Stevens y Danny Ainge deben estar más que satisfechos con la decisión que ha tomado. La espera para ver a los Boston Celtics tratar de asaltar el podio del Este va a ser muy larga.