The following two tabs change content below.

Alberto Fuentes López

Neymar y Ronaldinho, comparación

Dicen que el fútbol lo inventaron los ingleses y fue perfeccionado y hecho espectáculo por los brasileños. Una gran verdad si analizamos lo que el fútbol brasileño nos ha dado. El país de la samba siempre destacó por sus estrellas, jugadores con un talento especial que crearon una filosofía de juego única: el jogo bonito. Entre tantos cracks, hay que destacar sin duda alguna a los dos jugadores más desequilibrantes y con más talento en sus botas. Sí, esos dos que fueron tocados por una varita al nacer y comparten la profesión de mago del balón: Neymar y Ronaldinho.

Las comparaciones son odiosas. Pero, viendo el altísimo nivel de Ney en los últimos años y su importancia en el equipo, como también sus estratosféricos números, es casi natural que sea comparado con Ronaldinho. Y es que son tan parecidos tanto fuera como dentro del campo.

Neymar y Ronaldinho. Neymar, rendido a los pies de su ídolo. Neymar el sucesor de Ronaldinho

Neymar y Ronaldinho. Neymar, rendido a los pies de su ídolo.

Ronaldinho era la sonrisa del fútbol con una filosofía de vida muy alegre; amante de la samba, la fiesta y cómo no, de superar rivales a su paso dejando boquiabiertos a miles de aficionados. Un chico que llegó a Barcelona y poco tiempo le bastó para ganarse a toda una afición, e incluso a la afición rival. Inolvidable aquel partido de R10, donde levantó a todo el Santiago Bernabéu, obligado a ovacionarle por el recital de fútbol que había mostrado. O su repertorio de chilenas, caños, elásticas y faltas por la escuadra. Fueran del equipo que fuesen, era imposible no admirar al brasileño. Hacía cosas que jamás nadie había visto, filigranas imposibles, goles para enmarcar. Aunque su hegemonía duró 3 o 4 años al máximo nivel en Camp Barça, le fue suficiente para estar en el Olimpo del club, de Brasil y del mundo de este deporte.

Neymar llegaba a la Cuidad Condal cumpliendo un sueño, y tal y como está demostrando, vino para dejar huella en el club. Su alegría dentro y fuera de las canchas, su personalidad tan peculiar y su estilo de juego son similares a Ronnie. Capaz de hacer en un terreno de juego regates de Play Station, filigranas que pocos se atreverían a intentar en el patio de recreo. Todas ellas con una facilidad impresionante.  Con apenas 24 años suma 60 goles con la canarinha. Como azulgrana, suma 105 goles en 186 partidos, y ha protagonizado citas importantes, como las eliminatorias de Liga de Campeones contra el PSG o la final ante la Juve de 2015, donde anotó el gol de la sentencia.

Neymar y Ronaldinho.

Neymar y Ronaldinho. La alegría del fútbol. Los magos del balón.

Lo que más ha soprendido es la gran progresión que ha tenido desde que llegó a tierras catalanas. Empezó su etapa en la sombra de Messi, como actor secundario. Y resulta que ahora quiere ser actor principal. Y desde luego que lo está siendo. Junto a Suárez y Messi forma una de las delanteras más goleadoras y temidas de la historia (MSN). Su crecimiento como jugador ha sido impresionante, independientemente de la proyección que ya dejaba ver en el Santos. En el Barça ha mejorado aspectos como la ayuda en la presión, el juego de toque o el venir a recibir. Ha perfeccionado visión y último pase, remate de cabeza y desmarques. Sigue siendo igual de rápido y desequilibrante que en el fútbol brasileño, pero quizá ahora sabe elegir en qué momento regatear, disparar o pasar. Siempre intenta tomar la mejor decisión, a la par que su confianza crece en cada partido. Se atreve con las faltas e incluso ya se permite el lujo de tirar algún que otro penalti, con permiso de Leo. En otras palabras, podría decirse que Neymar ha madurado como jugador.

Neymar y Ronaldinho tiro libre. Neymar el sucesor de Ronaldinho

Neymar y Ronaldinho, al momento de cobrar un tiro libre.

Por tanto, parece ser ahora el momento correcto para comparar a Neymar y Ronaldinho. Aunque ambos sean muy similares, una cosa está muy clara. Hemos vivido la época del mejor Ronaldinho, pero aún nos queda por ver al mejor Neymar. Su futuro está en sus manos. Siguiendo por el mismo camino, se convertirá en el mejor jugador del mundo, cuando los Messi y Cristiano se bajen del trono. Muchos opinan que jamás habrá alguien como Dinho, otros, como Tostao, crack brasileño de los años 70, son más directos: “Neymar será mejor que Ronaldinho, porque es más completo. Ronaldinho solo tuvo tres años buenos. Si hubiese jugado durante 10 años, como Messi, a un altísimo nivel, discutiríamos si está a la altura de Neymar”.

El propio Ronaldinho reconoció en una entrevista que Neymar ya era su heredero, y que si sigue así hará historia tanto en Brasil como en el Barça. Lo que parecía antes una exageración, parece hoy día una realidad. Pero, decantándose por uno u otro, a veces no somos conscientes de lo afortunado que es el aficionado a este deporte, por vivir en la misma época de estos magos disfrazados de futbolista.

Neymar y Ronaldinho. Comparación en vídeo