Los nuevos Cavs

Los nuevos Cavs con Clarkson, Nance Jr., Hood y Hill.

Los nuevos Cavs con Clarkson, Nance Jr., Hood y Hill

Los Cleveland Cavs son un desastre y lo han sido por todo este año calendario. Tienen la segunda peor defensiva de la liga durante este período sólo superados por los Sacramento Kings. El tercer peor net rating. Todos sus indicadores defensivos están en el sótano de la liga y su ofensiva merodea la media tabla. En la duela no se han comportado como un equipo contendiente desde mediados de diciembre donde tuvieron una racha de 20 victorias en 23 encuentros. Isaiah Thomas debutó el 2 de enero, quizás las fechas no son coincidencia, lo que sí no cabe duda es que Thomas no está totalmente recuperado de su lesión y posiblemente no lo vaya a estar esta temporada. Sin su eficiencia ofensiva (eFG% de 42%, porcentaje de triple de 25%) su ineptitud defensiva es difícil de justificar. A esto le sumamos el ambiente tóxico que se vivía en el camerino de los Cavs, se hace obvio que se necesitaba un cambio. Para muchos el cambio se iba a a dar en el verano, con la posible salida de James, Thomas y todo jugador que cualquier equipo le quisiera dar una nueva casa.

Pero Koby Altman – GM de los Cavs – y su jefe Dan Gilbert no quisieron esperar y prácticamente reconfiguraron el equipo en cuestión de tres horas. Estos fueron los movimientos:

  • Thomas, Channing Frye y el pick del draft de los Cavs del 2018 se fueron para los Lakers a cambio de Jordan Clarkson y Larry Nance Jr.
  • Dwyane Wade a Miami a cambio de buen karma.
  • Joe Crowder y Derrick Rose a Utah cambio de Rodney Hood.
  • Iman Shumpert va para Sacramento y George Hill para Cleveland.

Estos movimiento se pueden analizar uno a uno pero para Cleveland es una sola estrategia: tratar de salvar la temporada y prepararse para un futuro sin LeBron James.

Los nuevos Cavs con Clarkson, Nance Jr., Hood y Hill.

Los nuevos Cavs con Clarkson, Nance Jr., Hood y Hill. (Cavs Nation)

La defensa de los nuevos Cavs con Clarkson, Nance Jr., Hood y Hill

Ya mencionamos los problemas defensivos de Thomas, pero Wade y Rose tampoco estaban ayudando a la causa. Si sumamos a Calderón, no hay alineación de Cleveland que no regale puntos sin mayor resistencia. A esto le sumamos la falta de un protector en la pintura, la poca movilidad lateral de Love y la falta de interés defensivo de James; bueno, es una receta para el desastre. La diferencia con años anteriores es que antes contaban con la ofensiva de Kyrie Irving que ayudada a disimular los problemas en el lado defensivo.

Clarkson ha mejorado en defensa este año y los números indican que Hill ha empeorado, pero el ex-Pacer prácticamente había dejado de competir por ahí de diciembre. Un mejor (¿?) ambiente, o al menos uno donde pueda competir, puede que sea lo necesario para inyectarle vida a su esfuerzo defensivo.

Tristan Thompson ha sido un desastre. De hecho me sorprende que su nombre no sea mencionado con iluminarias como Deng o Parsons cuando se habla de los peores contratos  de la liga. Su rating defensivo es el peor desde su año novato, su porcentaje de rebotes – su misión en la liga – es el peor de su carrera. Los Cavs van a darle parte de esos minutos a Larry Nance Jr. Su energía y capacidad atlética les dará una inyección de adrenalina que no han tenido desde, bueno, desde que Thompson no tenía un contrato enorme. La NBA es una liga muy rápida y tener un jugador que puede cubrir mucho espacio velozmente e irrespetando la gravedad es de gran ayuda. Además, Nance les permite mayor flexibilidad con sus alineaciones con su habilidad de jugar en la posición cuatro y cinco.

La ofensiva de los nuevos Cavs con Clarkson, Nance Jr., Hood y Hill

El ataque de los Cavs vive y muere con Lebron James. Con el rey en la cancha tienen la quinta mejor ofensiva pero son la segunda peor ofensiva sin él. Eso no va a cambiar pero ahora tienen jugadores que le complementan de mejor manera. Hood es un triplista puro, Hill y Clarkson tienen porcentajes decentes. Mucho mejor que lo ofrecido por Thomas, Wade y Rose. El nuevo trío no necesita el balón en sus manos para ser efectivos y tanto Hill como Clarkson son capaces de organizar una ofensiva, una vez que se familiaricen con el libro de jugadas de Lue (asumiendo que este libro sea más de una página donde se lee: “Give it to Lebron, LOL”).

La pieza importante es Hood. Los Cavs pueden robarse un par de páginas del libro de Steve Kerr y desplegar a Hood como los Warriors usan a Klay Thompson. Agreguen ciertos pinceladas de “iso ball” y de repente los Cavs tienen un plan B cuando James esté descansando o la defensiva colapsa sobre el cuatro veces MVP. Hood, de 6’8 de altura, puede jugar de tres o de dos, tener esa flexibilidad en las alineaciones es algo casi obligatorio en la NBA actual.

Los Cavs van a extrañar el espacio generado por Frye, pero Nance es capaz de anotar el tiro de media distancia, aunque sea sólo para un 42%. Nance es más efectivo cuando no sostiene el balón y sus tiros provienen del flujo de la ofensiva. Los Cavs pueden ver a Nance como un DeAndre Jordan en potencia con un mayor rango defensivo y un contrato mucho más amigable.

Lebron James en los nuevos Cavs con Clarkson, Nance Jr., Hood y Hill

Toda superestrella tiene voz y voto en los movimientos de su equipo. Es una realidad ante la cual ya todos estamos acostumbrados. El caso de James es extremo hasta el punto donde clientes de su agencia deportiva la agencia deportiva de su socio han recibido jugosos contratos con los Cavs. La amenaza de la salida de James ha sido una obstáculo por el cuál la gerencia de Cleveland ha tenido que navegar. Es difícil traer agentes libres o canjear por jugadores con un año de contrato cuando estos no saben si Lebron estará o no el siguiente año en Ohio. A pesar de eso, James ha demandado que Gilbert gaste lo que tenga que gastar para crear un equipo competitivo y hasta ahora lo ha hecho, incluso para detrimento de sus finanzas. Según una reciente publicación de Forbes los Cavs son el único equipo de la liga que operan con un déficit económico. Según reportes recientes, la relación de James con Gilbert ha empeorado hasta el punto que no hay comunicación entre las partes. Se filtró a la prensa el deseo de los Cavs de explorar canjes por James, para lo cual necesitarían que este renunciara a su cláusula contractual de prohibir canjes. Esto no iba a pasar.

Los nuevos Cavs con Clarkson, Nance Jr., Hood y Hill despiden una "mini-era".

Los nuevos Cavs con Clarkson, Nance Jr., Hood y Hill despiden una “mini-era”. nba.com

Nance, Hood y Clarkson son un movimiento para el futuro. Altman y Gilbert olvidaron su fijación por DeAndre Jordan y se dejaron la famosa selección de draft de los Nets. Estos movimientos tienen la firma que la gerencia de Cavs están tomando decisiones para el bien de los Cavs, no para LeBron James. Los Cavs dejaron de ser rehenes de James, quien a pesar de haber entregado un campeonato a la ciudad, tiene mucha de la responsabilidad del oscuro estado actual del equipo.

Lue y los nuevos Cavs con Clarkson, Nance Jr., Hood y Hill tienen 29 partidos para crear una nueva identidad y tratar de llegar de nuevo a las finales. Si LeBron James se queda para guiar un movimiento joven, genial, en caso contrario los Cavs ya han tomado un paso hacia una nueva etapa de la franquicia.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.