Aritz Aduriz, el león que se quiere despedir con su ‘corona’

Aritz Aduriz es uno de esos futbolistas que nunca pasan de moda; uno de esos jugadores que nunca querríamos que se retirase. Es un delantero de esos que parecen escasear, un auténtico ‘killer’ que ha hecho durante muchos años temblar a una gran cantidad de defensas; una de esas personas que balón que le llega balón que encaja. A pesar de todo, el tiempo nunca deja de pasar, y, tarde o temprano, tenía que llegar su retirada del fútbol profesional, que, como no podía ser de otra forma, será en el Athletic Club de Bilbao, el equipo de su corazón.

A sus 39 años, aún sigue siendo capaz de levantar estadios en los pocos minutos que puede disputar. Incluso en su última temporada nos ha dejado momentos para la historia, y todavía puede llegar el último, la guinda que le falta para poder poner punto y final a su carrera como león: la final de la Copa del Rey. Igualmente, consiga o no consiga este título, Aduriz será siempre recordado como uno de los mejores delanteros que ha tenido el club bilbaíno en sus filas.


Aduriz: inicios, equipos y repaso a su trayectoria

Hoy, repasamos su larga carrera a modo de homenaje. Este es Aritz Aduriz, el león que se quiere despedir con su ‘corona’.

Un esquiador al que se le dio el fútbol

Aritz Aduriz nació en una familia de deportistas apasionados al deporte de montaña; especialmente, sus padres eran monitores de esquí. Aduriz fue, desde pequeño, otro gran apasionado al deporte. En su infancia, practicó, además del propio esquí, otros deportes como el tenis, el surf o el piragüismo. En 2009, pocos sabrán que se proclamó subcampeón de España de esquí de fondo. A pesar de todo, pronto cambió los esquís por las botas y un balón de fútbol.

Sus comienzos en el fútbol tuvieron lugar en el Sporting de Herrera, pero, en 1994, con 13 años, se incorporó al Antiguoko, donde coincidió con otros futuros futbolistas como Xabi Alonso o Andoni Iraola, entre otros. Tan solo en su primer año marcó 33 goles, proclamándose como máximo goleador del equipo. Cinco años después, se marchó al Aurrerá de Vitoria. Era este el segundo club convenido por el Athletic Club de Bilbao en el que Aduriz aterrizaba. Solo jugó una campaña, pero los dos goles que le endosó al Bilbao Athletic en la última jornada le dio pasaporte para llegar a Lezama.

Iniciación en Bilbao sorprendiendo a Heynckes

Solo dos temporadas le bastaron a Aduriz para demostrar sus capacidades de cara a gol. En su primera temporada se colocó como máximo goleador del equipo, y en la segunda solo fue superado por Arriaga. Si su llegada fue en el verano del 2000, en el de 2002 se encontraba entrenando con el primer equipo a las órdenes de Jupp Heynckes. El ariete vasco no tuvo que esperar mucho para su debut oficial, que tuvo lugar el 11 de septiembre, en un partido de Copa ante el Amunio. Solo tres días después, debutó en Liga ante todo un FC Barcelona, sustituyendo a Santi Ezquerro en el minuto 77.

A pesar de todo, gran parte de temporada la pasó en el filial, a las órdenes de otro gran entrenador como Ernesto Valverde, llegando a jugar la fase de ascenso a Segunda División. Aunque, entre sus ausencias por ir con el primer equipo y una distensión en los ligamentos de la rodilla derecha, Aduriz no pudo aportar tanto como hubiese querido al equipo.

Breve «periplo» por Burgos y Valladolid y vuelta a Bilbao

En 2003, el Burgos se fijó en un Aduriz que, por aquel entonces, tenía 23 años. En su única temporada destacó, marcando 16 goles, y decidió subir el escalón hacia Segunda División de la mano del Valladolid. Volvió a ser el máximo goleador de su equipo, con 14 tantos, y volvió a poner sus miradas. Incluso fue capaz de marcarle al propio Athletic en cuartos de final de la Copa del Rey. Es una competición que siempre se le ha dado especialmente bien.

Raúl García y Aritz Aduriz en el Athletic de Bilbao

Casualmente, a mediados de la temporada 2005-06, el propio Athletic se encontraba buscando delantero, y qué mejor delantero que aquel que jugaba en Valladolid, que les marcó un gol en Copa la pasada temporada y estaba cuajando una temporada excelente. El 18 de diciembre de 2005, Aritz Aduriz era nuevo fichaje de invierno bilbaíno, por tan solo 3 millones de euros.

Desde un principio, disfrutó de la más absoluta titularidad. Durante esa media temporada que disputó, logró marcar 6 goles, consiguiendo así quedar fuera de los puestos de descenso que tanto asustaban al equipo. A pesar de sufrir varias lesiones, se convirtió en máximo goleador del equipo, con 6 goles, por delante incluso de otro gran delantero como Llorente.

Una salida por la puerta de atrás y nuevos aires

Habiendo sido máximo goleador en su primera temporada y en la segunda, la temporada 2007-08 fue complicada para él. Perdió la confianza de Joaquín Caparrós, entonces entrenador del club vasco. En el verano de 2008, llegó una oferta del Mallorca por el ariete, y, tanto el presidente Macua, como el técnico sevillano decidieron dar el visto bueno a un movimiento que trajo una gran polémica, ya que no fue entendido ni por sus compañeros ni por la afición.

Llegó a Mallorca en la última semana de mercado, para suplir a Dani Güiza. 5 millones de euros más uno variable desembolsó el club balear para hacerse con sus servicios. Marcó en su debut y, como no podía ser de otra manera, acabó la temporada como pichichi del equipo. En su segunda temporada, sin embargo, logró algo más que eso. Metió al equipo bermellón en puestos de Champions League, pero un gol en el minuto 90 de la última jornada les dejó con la miel en los labios. A pesar de todo, la Europa League también les supo a gloria, sobre todo a un equipo con necesidades económicas por temas como el propio fichaje de Aduriz.

Fernando Llorente y Aritz Aduriz en el Athletic de Bilbao

Precisamente, fue esa mala situación económica la que llevó al club bermellón a buscar su traspaso. Después de rechazar la oferta del Fenerbahçe, llegó al Valencia por la cantidad de 4 millones de euros. Se puso a las órdenes de Unai Emery y tardó solo 9 minutos en marcar su primer gol con la camiseta ché. Formó una gran dupla con Roberto Soldado. Entre los dos marcaron 39 goles esa temporada.

La siguiente temporada le costó disfrutar de la titularidad, ante el buen rendimiento de su compañero Soldado y del brasileño Jonas. Esta dupla superó a la de los dos españoles. Quitó protagonismo a un Aduriz que, a pesar de todo, marcó goles importantes. Sobre todo, contribuyó en gran parte a la consecución del tercer puesto liguero. Además, jugó y marcó en la Champions League, y, más tarde, llegó con el Valencia a semifinales de la Europa League, aunque no marcó ningún gol en la competición.

Tercera etapa de Aduriz como león

Con 31 años, tras ver que su situación en el club no era la mejor, dejó el Valencia para volver al que era el club de sus amores. Allí fue bien recibido por tercera vez, y le demostró a su antiguo equipo quién era Artiz Aduriz, marcando un doblete en su vuelta a Mestalla. Desde su llegada hasta el día de hoy han pasado 7 temporadas, en las cuales ha sido capaz de marcar 166 goles.


Entre sus mayores logros está la remontada al Nápoles en la Fase Previa de la Champions League 2014-15, en la que fue claro protagonista con un doblete, permitiendo así a su equipo participar en la máxima categoría europea. Esa misma temporada, también fue artífice de la llegada del Athletic a la final de la Copa del Rey, marcando incluso dos goles importantísimos en semifinales. Aun así, cayeron en la final derrotados por el FC Barcelona por 3 – 1. Esa temporada acabó con 33 goles en su haber, y ganó el Trofeo Zarra por sus 18 goles en Liga.

Aritz Aduriz con uno de sus Trofeo Zarra

La siguiente temporada empezó por todo lo alto, ganándole al propio FC Barcelona la Supercopa de España. Esto se consiguió gracias, sobre todo, a un hat-trick que marcó Aduriz en el partido de ida, y a otro gol que marcó en la vuelta para poner el 4 – 1 en el global que les dio el título. Esa temporada fue el máximo goleador de la Europa League, con 10 tantos. Precisamente, el equipo cayó eliminado en cuartos de final ante el Sevilla. En la eliminatoria marcó un gol en cada partido, pero cayó lesionado y su equipo perdió en penaltis. En Liga, volvió a superar sus registros y marcó 20 goles, haciéndose de nuevo con el Trofeo Zarra. Entre todas las competiciones, marcó 36 goles (38 con los dos que consiguió en amistosos). Fue su mejor registro.

A partir de ahí, podemos recordar muchos logros, como convertirse, con 37 años y por segunda vez, en el máximo goleador de la Europa League, en la temporada 2017-18, o el gol en la victoria por 1 – 2 ante el Levante, que le colocó como el jugador más veterano en marcar un gol en el Athletic Club, entre muchos otros con los que podríamos escribir un artículo entero, solo para ellos.

La inminente retirada de Aduriz, no sin la final de Copa

Finalmente, en agosto de 2019, anunció que se retiraría a final de la temporada. A sus 39 años, ya no puede aportar todo lo que le gustaría al equipo. Esta temporada ha jugado 17 partidos; ninguno como titular. A pesar de todo, quedará para el recuerdo que, en la primera jornada liguera, ante el FC Barcelona, jugó solo dos minutos y marcó un golazo de chilena que rompió un 0 – 0 que había durado todo el partido.

Aunque, ahora mismo, su presencia en el equipo sea prácticamente simbólica, le hacía mucha ilusión esa final de Copa que le tocaba jugar contra la Real Sociedad en el Estadio de la Cartuja, en Sevilla. Sería el broche de oro a una carrera de ensueño. No hay nada más especial que un derbi, y más si es en una final. El derbi vasco iba a ser más especial que nunca para Aduriz, y más en la final de Copa. A causa de la pandemia por el COVID-19, este partido se ha tenido que posponer, y aún no hay una fecha clara para su celebración.

Aritz Aduriz Athletic Club de Bilbao

El contrato que Aduriz firmó en 2019 acabaría en junio de este mismo año, pero esa final de Copa ha hecho cambiar los planes. El club pretende prolongar el contrato de su leyenda para que esté como jugador allí donde el Athletic juegue la Copa. A pesar de su lesión de cadera, que le traerá consecuencias de por vida, el delantero es capaz de hacer lo que sea por el fútbol y por su club, y es capaz de aguantar lo que haga falta para dejar atrás al Coronavirus, y alzarse con su verdadera corona.

¿Cuántos goles ha marcado Aduriz y cuáles son sus stats?

Aritz Aduriz ha anotado un total de 241 goles como profesional, a los que habría que añadir otros 44 anotados en Segunda División. Sus stats se reparten de la siguiente manera:

  • Aurrerá de Vitoria: 25 partidos y 8 goles.
  • Bilbao Athletic: 96 partidos y 20 goles.
  • Athletic Club: 4 partidos y 0 goles.
  • Burgos: 38 partidos y 16 goles.
  • Real Valladolid: 52 partidos y 22 goles.
  • Athletic Club: 90 partidos y 23 goles.
  • RCD Mallorca: 77 partidos y 24 goles.
  • Valencia: 84 partidos y 23 goles.
  • Athletic Club: 306 partidos y 149 goles.

Deja un comentario